Alberto Fernández llamó “idiota” al surfer que se fue a Ostende

“Esas personas van a tener que explicar mucho”, advirtió el Presidente.

“Vemos a un idiota que se escapó de su casa y apareció en Ostende. Esas personas van a tener que explicar mucho”. Otra vez Alberto Fernández alzó la voz para criticar a los que se toman la cuarentena por coronavirus en broma.

Así como lo había hecho en el caso del preparador físico que golpeó a un guardia de seguridad en Olivos porque le criticó que violara la cuarentena, el Presidente opinó del surfer que fue demorado en la Panamericana, acompañado por Prefectura a su casa de Flores y apareció en Ostende, donde quedó detenido.

“Al policía, gracias. Están tomando esto con un compromiso infinitamente mayor. Por favor no cedan. Se van a encontrar con idiotas. Vemos a un idiota que se escapó de su casa y apareció en Ostende. Esas personas van a tener que explicar mucho”, dijo este miércoles el Presidente.

Y siguió: “Las fuerzas se van a encontrar con algunos que se crean poderosos. Pero sigan haciendo lo que están haciendo. Y a los idiotas le digo que la Argentina de los vivos se terminó. Acá estamos hablando de la salud de la gente, no lo voy a permitir”.

El surfer dio su versión ante TN. Dijo que él cuando entró al país declaró el domicilio en Ostende, que la Prefectura le dijo que lo acompañaba hasta Flores pero que hiciera lo que quiera después, que no tenía llaves de esa casa y que por eso se fue a cumplir la cuarentena donde había dejado constancia ante Migraciones.

También se quejó del periodismo. Tal como había hecho más temprano ante sus vecinos de Ostende y el martes en la Panamericana.

Primero fue un “Alejate, alejate… No se me acerque mucho” para los periodistas que cubrían cómo lo demoraban en la Panamericana por no cumplir la cuarentena por coronavirus. Y tras ser pescado in fraganti en Ostende, lanzó: “Todo esto es mediático. Es tristísimo lo que están haciendo”.

Se llama Federico Llamas, tiene 27 años, y es el surfer que fue demorado por la Prefectura el martes durante un control de cuarentena por coronavirus en la Panamericana, cuando viajaba a bordo de su camioneta repleta de tablas de surf tras regresar al país a través de la frontera de Paso de los Libres.

Fuente: Clarin.